Herramienta de accesibilidad para
personas con discapacidad
Portal de Accesso

Palabras del Secretario de Desarrollo Social de la Ciudad de México, José Ramón Amieva Gálvez, durante el anuncio de la declaración del Sistema Agrícola Chinampero de la CDMX

Publicado el 05 Septiembre 2017
Banner-Discurso.jpg
05 de septiembre de 2017

Muchas gracias, muy buena tarde para todas y para todos, con su permiso señor Jefe de Gobierno, saludo a las y los integrantes de esta línea principal, y saludo con mucho afecto y respeto a las y los distinguidos, distinguidas invitados, invitadas a este evento.

Solamente recordar cuál es la importancia de los programas sociales para una ciudad como es la Ciudad de México y qué refleja en el país y qué refleja en el mundo de lo que aspiramos a ser como ciudadanos en este gran territorio.

En este tema de medición de las carencias y de los estados de vulnerabilidad, quienes saben han dividido la integración social en 10 segmentos, que se denominan deciles, y si nosotros fuéramos a ver cómo es que las personas que tienen un alto grado de vulnerabilidad y que ocupan los tres últimos deciles logran sostenerse y logran tomar fuerza para poder superar ese estado de vulnerabilidad y pobreza, son los programas sociales quienes lo explican.

Si los programas sociales no existieran, literalmente las personas de un territorio no podrían tener acceso a la comida, a la salud, a la educación con calidad, a los servicios de vivienda, a un estado de bienestar. Es por eso, señor Jefe de Gobierno, que ahora más que nunca nos sumamos al mensaje que usted ha dejado primero de consolidar y de seguir acrecentando este Sistema de Seguridad Social, el más grande de todo el país, el más grande de muchas latitudes del mundo, para hacerlo cada vez más eficiente, cercano, pero sobretodo incluyente para todas las personas que lo necesitan en esta ciudad.

Pero además, usted está librando dos grandes batallas que tienen que ser a nivel nacional; la primera de ellas ya se logró, nosotros decimos que no podemos seguir viviendo en un estado de lo mínimo y lo básico.

No salario mínimo, no canasta básica, con la canasta básica la gente no come, con el salario mínimo la gente no vive, el Jefe de Gobierno lo ha sostenido, ya se eliminó la canasta básica como un referente, la canasta que debemos tomar es la canasta de productos como la que vimos ahorita, de los productores de Tláhuac, de Milpa Alta, de Xochimilco, de las zonas rurales, es nuestro producto, es lo que se genera, esa es nuestra canasta alimentaria, es lo que estamos acostumbrados a comer y es lo que debemos de ingerir.

Y por otro lado, señor Jefe de Gobierno, el tema del ingreso, reiterar que tal y como lo sostienen muchos políticos de escritorio, el ingreso de un país no es el ingreso de las personas; el que un país tenga mucho ingreso no quiere decir que las personas –y ustedes me dirán si tengo o no tengo razón– tengan recursos necesarios para vivir. Y el Jefe de Gobierno ha dicho “no más salario mínimo”, el salario es una retribución económica por un trabajo digno, todas y todos ejercen, ejercemos un trabajo digno, ahora tenemos que recibir un salario justo.

Decirle señor Jefe de Gobierno, que continuamos siendo la única ciudad que acudió a suscribir el Pacto de Milán de la FAO, en el tema alimentario.

En esta reciente evaluación, la Ciudad de México, la evaluación de Coneval, sigue siendo el primer lugar del país con accesibilidad alimentaria, que seguimos siendo una ciudad en donde se genera el Crecimiento Social Sostenido, programas sociales e ingreso.

Es lo que nosotros estamos viendo en este modelo de comedores que el día de hoy presentamos.

Decir que ha sido un placer trabajar con todas las instancias, con las y los diputados, con la iniciativa presentada por el diputado Texta para que se reconozca dentro del cumplimiento del alcance de la FAO los productos de la zona rural, como el Sistema Alimentario de la Ciudad.

Es una iniciativa única, una iniciativa única podría yo decir, porque tomamos una ciudad como referente que ni París la tiene señor diputado, ni París tiene esta iniciativa.

Y decir otra situación muy importante, tanto trabajar con el maestro Erasto Ensástiga, como con la maestra Norma Ruz Varas ha sido conocer toda la riqueza patrimonial y hacerla propia dentro de nuestro sistema alimentario. Gracias a ella a él y a todo su equipo.

Señor Jefe de Gobierno continuaremos con los programas sociales, usted nos ha dado la instrucción de no desfallecer, el día de anteayer estuvo el Jefe de Gobierno acompañándonos en un albergue para atender el tema de las lluvias, ahí estuvo el Jefe de Gobierno, yo podría decir viendo que la gente comiera, que tuviera abrigo, que las niñas y niños, aquí como Enrique estuvieron contentos, estuvieron sonriendo.

Pero hay algo que al final nos llevamos, que fue el comentario de todas y todos los que estaban en ese albergue, que el Jefe de Gobierno fue y los apapachó.

De verdad, señor Jefe de Gobierno continuaremos con los programas sociales tal y como usted lo ha instruido que siguen siendo el reflejo de una política social real, eficiente, pero que sobretodo, una política social que busca ser retributiva, busca dar una justicia social y un reconocimiento a todas y todos los que habitan, los que habitamos esta ciudad.

Muchas gracias por el favor de su atención, muy buen días para todas y todos.